Odio

martes, enero 03, 2012

Odio a la gentuza que tiene perro en invierno y en verano lo ponen en la calle porque sobra, odio a las personas que van a la iglesia y luego el resto de la semana son peor que satanás, odio los gritos, odio los
silencios, odio el liso, odio la soledad, odio a los gallitos de gimnasio, odio las ordenes, odio la caza, odio los toros, odio los niños pequeños, odio las lágrimas, odio el deporte, odio a los futbolistas, odio a los DJ, odio la ley, odio a mi país, odio a mi ciudad, odio a mi pueblo, odio la no libertad, odio a las mujeres histéricas, odio a los hombres chulitos, odio la televisión, odio la música de discoteca, odio la ensalada, odio que la comida que se caiga en el teclado, odio los mecheros que no se encienden, odio el martini, odio que en las neveras halla botellas de agua del grifo, odio a los que se juegan su sueldo en las loterías, odio a los colores fuertes, odio que las canciones no tengan una letra que quiera transmitir algo, odio el olor del que no se lava, odio que no respondan al instante que yo pregunte, odio a los bancos, odio a los políticos, odio los ordenadore pequeños, odio la navidad, odio el calor, odio los falsos te quieros, odio los alagos, odio que hagan y me hagan la pelota, odio la realidad, odio que un camino tenga un destino, odio que al mirar vea otra casa, odio mi cuerpo, odio a mis recuerdos, odio mi infancia, odio a mi orgullo, odio a las personas cotillas, odio los secretos, odio caminar, odio tener que respirar, odio tener que respirar, odio tener que comer, odio a las parejas felices, odio el color verde, odio que la gente me contradiga en temas de ordenadores, odio que alguien crea que soy un chulo, odio a las personas que preguntan la edad, odio a quienes un físico es más importante que una personalidad, odio a los ancianos, odio los sonidos agudos, odio los sonidos muy grabes, odio el maltrato, odio la hipocresía, odio no poder enamorarla, odio que no se fije en mi, odio la distancia, odio no poder besarla, odio no poder abrazarla, odio no poder sacarle una sonrisa, odio no poder escuchar su voz, odio no poder verla, odio no poder tocarla, odio no poder olerla, odio no poder probar su lengua, odio no poder hacerla feliz, odio no poder, odio el odio, me odio.


Gracias por leer esta entrada.

6 Comentarios

  1. Cantidad de veces que nos paramos a pensar en las que cosas que nos agradan. Y las pocas en las que pensamos en las cosas que odiamos.
    Estoy de a cuerdo con lo que odias en un 99'9% xDD

    ResponderEliminar
  2. Gracias por los comentarios. Hay cosas que no odió muchas, la mayoría, obviamente, las opuestas a las que odio...

    ResponderEliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Me gusta, puede que sea porque coincido contigo en las más importantes (aunque nunca entenderé lo del color verde, la verdad).
    Y, aunque odies los halagos, me da igual, opino que tienes un talento para escribir poco habitual y te lo digo aunque ya lo sepas de sobra. Adelante, ódiame por decir algo bueno de ti, anda.
    Escribe, escribe, que no te importemos los lectores medio locos. =)

    ResponderEliminar

CopyRight Miguel M. Williams 2012 - 2015. Con la tecnología de Blogger.

Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Seguidores

Visitas